10 platos que tienes que probar en Francia

28 abril 2017, Paula Úbeda

La gastronomía francesa está entre las mejores del mundo y para elaborar sus platos más tradicionales, los franceses no escatiman con carne, pescado, marisco y productos frescos de calidad. Los platos tradicionales pueden variar dependiendo de la región, pero aquí te dejamos los 10 platos que no te puedes perder en Francia.

Crepes

Crêpes

El plato típico por excelencia en Francia son los crêpes, originarios de la región de Bretaña, al lado de la Baja Normandía al noroeste de Francia. Los crêpes una especie de tortas finas que se sirven con todo tipo de cosas, tanto dulces como saladas y se fabrican con  harina de trigo o de maíz. Puedes hacer una cena como plato principal los crêpes salados (pon dentro lo que te apetezca: setas, carne, salsa de queso…) o como postre crêpes dulces con frutas, helado (¡sí, como oyes!), nutella, mermelada…

La soupe à l’oignons

La sopa de cebolla es un plato emblemático de la cocina francesa. Se creó durante la Revolución Francesa, cuando sólo tenían ingredientes básicos y sencillos para cocinar. Es típica de la región de Ródano-Los Alpes y se elabora con cebolla caramelizada en mantequilla que se cuece en caldo de carne. Se suele servir con queso gratinado y trozos de pan.

Boeuf Bourgignon

El buey a la borgoña es un plato muy conocido de la cocina francesa. Es original de la región de Borgoña. de ahí su nombre. Consiste en un estofado de buey en el que la carne se cuece con vino tinto de borgoña a fuego lento. También se le pueden añadir otros ingredientes, como zanahorias, cebollas, ajo y un condimento muy típico en Francia, llamado bouquet garni.

Ratatouille

Este plato de hortalizas es originario de Niza y la refilón de Provenza, al sureste de Francia.  es una comida vegetariana y el nombre se desprende del verbo touiller que significa remover. Es una receta saludable, un pisto de verduras, lleva calabacines, pimientos, tomates, cebollas, berenjenas, ajo y especias; como hierbas provenzales, albahaca, orégano, pimienta o mejorana. Este plato se puede servir solo junto a arroz o pasta o como acompañamiento de platos de carne o pescado. Para elaborarlo  cada verdura se debe hacer al vapor o a la plancha por separado y luego se saltean las verduras con aceite de oliva, también se pueden hacer al horno.

Bullabesa

Bullabesa

Bullabesa es el nombre adaptado de este plato original de Provenza, concretamente de la ciudad de Marsella, pese a que su nombre originario es bouillabaisse. Es, en realidad, un plato sencillo que consiste en una sopa de pescado hecha a base de hervir diversos pescados enteros.

Coq au vin

Se podría decir que el coq au vin, o gallo al vino, es el plato más famoso de La Cocina occitana. El tipo de carne utilizado depende de la región, en el sur de Francia se utiliza carne de pato u oca, mientras que en el norte de Occitania también se utiliza otros tipos de carnes como la de buey. Tal y como su propio nombre indica, para su preparación se debe añadir una generosa cantidad de vino, generalmente vino tinto, aunque en algunas variantes se emplea vino blanco. Además, es fundamental añadirle alguna hortaliza como la cebolla o el nabo para potenciar su sabor.

Foie gras

Este plato es muy parecido al pato español, pese a que no es un pato como tal. En Francia, el fie gras se elabora con hígado de ganso o pato, el cual ha sido previamente cebado a base de país. Es un plato que se come sobre todo durante lasfiestas de Navidad mayoritariamente con pan y mermelada. Es originario de la región de Alsacia, al este de Francia, frontera con Alemania y Suiza y pegada al oeste con Lorena.

Quiche lorraine

¿Quién no ha oido hablar de esta delicia? Actualmente, la quiche lorraire es un plato famoso alrededor de todo el mundo. Es una tarta salada con base de brisa o pasta quebrada y rellena de una mezcla hecha con nata y huevos. Originalmente, fue creada en la región de Lorena ,en la zona noroeste de Francia comparte frontera con tres países de Europa, con Alemania, Bélgica y Luxemburgo.

Les escargots de Bourgogne

Una de las cosas que tenemos en común los españoles y los franceses es nuestro amor por los caracoles (algo que los extranjeros no entienden). Son típicos en la región de Bourgogne y existen muchas recetas para cocinar este plato. Las más conocidas son con mantequilla, perejil y salsa mayonesa de ajos.

Tarte tatín

Es básicamente una tarta de manzana que difiere de la habitual porque en esta tarta los trozos de manzana han sido caramelizados con azúcar y mantequilla. Lo más característico de esta tarta es que el proceso de elaboración se hace a la inversa, es decir, en la base se ponen las manzanas y después se añade la masa. Se le da la vuelta al colocarla en el plato para servirse.

Comparte este artículo: